21 de abril de 2013

Silencio

91 Señales || --

Hay un silencio perturbador, es el que deja una persona cuando fenece.  Sonidos  que no vuelven, por mucho que queramos oírlos.  Es una voz que se deja de escuchar y que  muchos temen olvidar.  Es una falta en tu vida que  no se puede llenar. Lo definitivo asusta porque no se puede cambiar, sucede un día porque si  cuando nunca pensamos que pasaría o veíamos lejano. La frase todo vuelve pierde cierta credibilidad en el momento que  nos damos cuenta de que las charlas con esa persona no vuelven,  que su compañía no vuelve y que en realidad nunca volverá, no por una decisión si no por que la vida quiso que sea así.  Mientras la realidad atropella, se descubre el sonido del silencio. Tanto temor al silencio tiene un fundamento, cuando  no se pronuncia  pareciera que no  existe  y si no existe se genera un vacío. No es imprescindible asignar  palabras a todo, hay cosas que simplemente no se escuchan con los oídos pero si con el alma. La vida va mas allá de todo tipo de  explicación,  al fin y al cabo  lo relevante es aquel ruido antes y luego del silencio.
Dedicado a todas aquellas personas que no volverán pero supieron despertar amor en los demás y eso queda  para siempre.Large

15 de febrero de 2013

Sentir es vida

45 Señales || --

Sentir es humano, lo experimentamos pero no se puede palpar y por mas que todos intenten darle una definición siempre será inexplicable. No hay un solo modo de sentir, cada persona siente a su manera. A lo mejor pasamos nuestra vida descifrando cual de todas esas formas es la que nos hace feliz. Sin darnos cuenta cada día probamos tantas sensaciones, buscadas o inesperadas pero siempre aparecen. Justamente sentir te hace vivir. El mundo necesita de personas que se animen a sentir. Para saber quien es quien es esencial conocer el modo de sentir, la dificultad es entender que siente cada uno.
Uno haría lo imposible por no sentir nada cuando todo duele sin embargo al intentarlo nos perdemos, nos olvidamos de demostrar lo que somos. Dejamos de ser y es imperdonable. Que tan vacio te volvés al no sentir, hay una gran diferencia algunos sienten otros solo se mueven. Podes dejar miles de cosas y seguís siendo vos pero cuando dejas de sentir en realidad morís lentamente. Para no ver, cerramos los ojos. Para no escuchar, nos tapamos los oídos. Y para no sentir? ¿Qué hacemos?